¡Los 10 mejores materiales de arte para niños!

Una de las mejores actividades que puedes hacer con tus hijos en casa es hacer manualidades con diversos materiales en donde la creatividad y la diversión son los mejores ingredientes.

Sin embargo, a veces necesitamos darnos una idea sobre     qué materiales usar o tener en casa para esas tardes creativas.

Para ello a continuación vamos a compartir lo que considero los mejores materiales de arte para niños que hay que tener en el armario.

Sea dicho de paso, siempre salen cosas nuevas y divertidos para los niños, así que si tienes un favorito para agregar a esta lista, ponlo en los comentarios. (¡Gracias!)

Por cierto, creo que los materiales de arte son excelentes regalos para niños para todas las ocasiones, desde cumpleaños hasta Navidad, Pascua y más. A veces unir en un kit de arte 2 o3 materiales de arte relacionados es el mejor regalo.

Aquí va … Esta es una lista de los materiales de arte para niños favoritos de todos los tiempos.

1) Pinturas para carteles

La pintura es un elemento básico para las actividades artísticas de los niños. Es súper versátil, económico, lavable, no tóxico y fácilmente disponible.

También amamos y usamos pinturas de colores brillantes y vibrantes, y si se adhiere a las superficies bien, qué mejor.

También existen las pinturas en su versión metálica las cuales son son increíbles.

2) Pinturas de acuarela

Si aún no han probado la pintura de acuarela líquida, ¡necesitan hacerlo! La usamos para todo, desde pintura regular hasta todo tipo de proyectos de artesanía e incluso experimentos científicos.

Para una paleta de pintura de acuarela, nos ha gustado y utilizado una gran variedad, lo ideal es que sean de calidad.

3) Pinturas de pastel de aceite

Estas son unas excelentes pinturas para hacer esos trazos y obras de arte especiales. Aquí la idea es conseguir aquellas pinturas de calidad.

4) Playdough, hecho en casa

Esta masita tipo playdough pero hecha en casa es de lejos uno de los materiales favorito de los más pequeños. La diversión comienza desde su elaboración y elección de colores.

En Internet podrás encontrar increíbles recetas caseras para hacer esta plastilina.

5) Pegamento

El pegamento es imprescindible por muchas razones. Y tal vez ni siquiera pertenece a esta lista como un elemento independiente. Pero hace posible muchas actividades artísticas divertidas para los niños y a los niños pequeños les encanta apretar las botellas de pegamento.

Las barras de pegamento son buenas para el collage de papel, por supuesto.

Y una pistola de pegamento ayuda a pegar esculturas o estructuras (madera, cartón, etc.) mucho más rápido y fácil.

6) Cinta

¡Estamos más que felices! Además de la cinta de enmascarar normal, ahora contamos con las coloreadas y estampadas.

Por otro lado está la cinta washi y otras cintas impresas artesanales que ayudan a resaltar cualquier manualidad.

7) Marcadores

Tener diferentes tipos de marcadores como los delgados, gruesos, lavables, no lavables, todos son buenos. Aquí habrá que experimentar con diferentes marcas para ver cuáles son las de tu agrado.

Los marcadores permanentes de Sharpie también son geniales, especialmente cuando necesitas trabajar en diferentes superficies (hojas, calabazas, huevos de Pascua) y los Sharpies metálicos son uno de nuestros favoritos para dibujar sobre hojas y rocas y para trabajar sobre negro.

8) Lápices de colores

Sencillamente son imprescindibles.

9) Arcilla

La arcilla real de los alfareros es desordenada, pero buena. A mis hijos les encanta esculpir con arcilla. Simplemente la dejamos secar al aire libre, pero si tienes acceso a un horno, mejor.

10) Papel

Ya sea el papel de arte blanco y papel de construcción de color es otro material imprescindible.

Los cuadernos de bocetos o las revistas de arte son excelentes para un arte portátil o para cualquier momento. ¡Además, son excelentes regalos cuando se combinan con algunos materiales de dibujo!

El papel para acuarela y cartulina son buenas superficies resistentes para pintura de acuarela o cualquier otra pintura.

Los papeles grandes como los rollos de papel de caballete permiten a los niños trabajar a lo grande y usar todo su cuerpo, ya sea en un caballete, una pared o el piso.

Pero todo lo que realmente necesitas es un libro blanco simple o recicla el papel de la papelera o el cartón.